El litoral estonio, abigarrado y lleno de curvas no está densamente poblado y es muy natural – hay playas de arena, zonas pedregosas, acantilados, juncales y áreas fangosas adecuadas para las aves marinas. Estonia es un paraíso para los observadores de aves. Tenemos más de 1.500 islas e islotes de todos los tamaños, que representan casi el 10% del territorio del país. Sólo 10 islas están pobladas permanentemente, el resto son dominio de aves, por lo que se limita el acceso durante la época de cría. A las islas más grandes – Saaremaa, Hiiumaa y Vormsi – se puede ir todo el año en ferry y, en invierno, por las carreteras de hielo.

El mar Báltico se conecta con el Océano Atlántico por el Estrecho de Dinamarca, por lo que Estonia no tiene mareas importantes y el agua es de baja salinidad. Esto ha ayudado a crear una mezcla única de especies de agua salada y dulce adaptadas a la vida en estas condiciones.

El mar en la historia de Estonia – pesca, comercio y batallas navales

La mayor parte de la historia de Estonia está relacionada con el mar. Además de la pesca, hubo un comercio muy activo con la vecina Finlandia. Estonia tenía más grano y Finlandia más peces, se intercambiaban también otros artículos. La caza de focas y el contrabando de sal y bebidas alcohólicas eran otras fuentes de vida. Dado que en el norte de Estonia había pinos adecuados para mástiles de veleros, la construcción de barcos fue intensa en los siglos XIX y XX y se estableció una escuela naval en Käsmu. Había capitanes y barcos estonios en todos los mares del mundo.

Por su favorable ubicación geográfica, en la intersección de las rutas comerciales entre Rusia, Escandinavia y la Europa continental, Estonia fue anhelada por varios conquistadores. Aún hoy se ven las huellas de la actividad militar en el mar – muchos naufragios son accesibles para buceadores.

El mar en Estonia es voluble – en verano la temperatura del agua puede superar los 20 grados, pero en invierno, el hielo es lo suficientemente grueso como para soportar carreteras. Le esperan muchas oportunidades para relajarse junto al mar, practicar turismo y deportes acuáticos. ¡Venga a descubrirlas!